Jaipur, el juego de Comerciantes

Jaipur es un juego para dos jugadores donde seremos comerciantes del medio oriente que intercambiarán mercancías con el fin de hacerse de riquezas. En el bazar de Jaipur, hay cueros, semillas, telas, oro, plata y rubís y ocasionalmente llega uno que otro camello.

Este es un juego donde importa mucho la oferta y la demanda, si alguna mercancía se vende, el primero en vender obtiene el mejor pago, y se irá devaluando poco a poco conforme avanza la partida. Hasta que llega un punto como en el mundo real donde ya no se pagará por dicha mercancía.

Hay varias zonas importantes durante el desarrollo de la partida, el deck, la pila de descarte, los establos (cada jugador tiene uno), el mercado y la mano de cada jugador. El mercado es donde estarán las mercancías disponibles para que los jugadores las adquieran y a donde llegarán los camellos. El deck es de donde se estarán reponiendo las mercancías para el mercado. La pila de descarte es a donde irán las mercancías vendidas por los jugadores. Los establos es a donde se irán los camellos cuando algún jugador decida recogerlos y la mano es el inventario privado de cada jugador, son las mercancías que cuenta para comerciar.

El juego comienza con 2 mercancías y 3 camellos en el mercado. Por turnos cada jugador deberá elegir una de 4 opciones, las cuales son: Adquirir una mercancía del mercado y añadirla a su mano, llamar a todos los camellos del mercado a su establo, truequear mercancías del mecado por una cantidad equivalente de las de su mano o por camellos o vender de su inventario.

Las mercancías se venden intercambiando cartas iguales por monedas, entre más cartas iguales mejor ya que ganas bonos especiales por 3, 4 o 5 cartas iguales, pero puede ser cualquier número. Para las lujosas que son oro, plata y rubís, debes vender al menos dos para que sea válido. El juego termina cuando 3 mercancías dejan de poderse vender o cuando ya no hay mercancía que llegue al mercado (el deck de cartas se acaba). Gana el jugador que haya obtenido más dinero. También al final de la ronda hay un bono de 5 monedas al jugador que tenga la mayor cantidad de camellos. Se juega al mejor de 3 rondas.

Puedes encontrar el minitutorial en este enlace.

Ya con la mecánica del juego bien clara, mis observaciones. Este es un juego de estrategia pero donde también la suerte influye mucho. Los camellos son una gran ventaja estratégica ya que te permiten tener mucha libertad para la adquisición de mercancías del mercado, la desventaja es cómo se obtienen los camellos ya que al llamarlos a tu establo, se llaman a todos y se abren el mismo número de cartas desde el deck. Lo que implica que tu oponente tiene la libertad de escoger primero, si tu oponente no tiene muchas cartas en mano, o no tiene camellos, puede ser que solo elija una carta para conservar, o podrían ser hasta dos, pero usualmente serán las mercancías lujosas que otorgan más monedas a su venta.

Entonces, el adquirir los camellos es una buena estrategia si te enfocarás en ganar por volumen y no por ventas chiquitas, ya que estos te permitirán adquirir muchas mercancías en un solo turno. Otra cosa importante a la hora de juego es manejar tu ventaja en caso de que tu oponente tenga pocas cartas, ya que esto limitará mucho sus opciones al no poder adquirir cantidades grandes de cartas, o verse en la necesidad de tomar camellos lo que te brindará ahora la oportunidad de elegir con libertad.

Es un excelente juego introductorio a dos jugadores con una mecánica muy distinta a los juegos de tableros a los que estamos acostumbrados, es uno de los favoritos en las ludotecas de muchos debido a su facilidad de entender y a la simpleza de las reglas que no implica una simplicidad de juego. Es bastante interesante, y justo por el factor de azar al momento de llegar nuevas mercancías al mercado es un juego donde los años de experiencia en juegos de mesa no aseguran una victoria inmediata, por lo cual es muy bueno para que dos jugadores aunque sean de distintos niveles puedan divertirse y pasar una buena tarde. Aunque por el mismo factor, dos jugadores experimentados podrían encontrarlo un tanto sencillo.

Las rondas duran alrededor de los 10 o 15 minutos por lo que una partida completa dura aproximadamente media hora. Es una excelente opción para abrir mesa y empezar a calentar motores. Yo no recomendaría jugar muchas partidas durante la misma tarde, ya que podría ser algo monótono en un mismo día. Pero, ciertamente es un juego que saldrá a mesa con frecuencia.

En las fotos se pueden observar el tipo de componentes que se manejan. Los componentes pertenecen a la primer edición, que tienen pequeñas diferencias en arte con respecto a la segunda edición (que es la versión disponible en tienda). La única diferencia entre ediciones son unos detalles del arte, pero nada significativo.

Por otro lado, si ya cuentas con el juego puedes consultar esta expansión no oficial que te brinda la opción de jugar Jaipur con un modo legacy. Para usar esta expansión solo es necesario imprimir las cartas del archivo y seguir las instrucciones que maneja el manual. Da click aquí.

Lo puedes adquirir en tienda en este enlace.

A %d blogueros les gusta esto: